Wurzburgo: Sede de Príncipes-Obispos

Wurzburgo aparece en un recodo del rio Meno, en la Baja Franconia, flanqueado por colinas jalonadas por terrazas y viñedos. La ciudad es un próspero centro industrial de tamaño medio, con una rica historia y patrimonio arquitectónico. Sede de poderosos Príncipes-Obispos, era la capital del territorio limítrofe por el noroeste de Franconia, y hoy del estado de Baviera.

Durante la Edad Media, la vida cortesana giro en torno a la espléndida fortaleza de Marienberg. El Castillo y residencia de Obispos soberanos se alzaba más de 100 metros sobre el lecho del río, sobre una colina desde la que se domina un extenso panorama y las mejores vistas de la ciudad. Entre 1650 y 1750, la ciudad alcanza su máximo apogo bajo los tres Príncipes-Obispo de la dinastía Schönborn (al igual que en Bamberg). Los Schönborn construyeron uno de los Palacios Episcopales más grandes y hermosos de Alemania, que rivalizaba en fastuosidad, lujo y belleza con los mejores palacios reales de Europa. La Neue Residenz (Palacio Nuevo) fue catalogada como Patrimonio de la Humanidad.

El Puente Viejo (Alte Mainbrücke) une las dos orillas de Wurzburgo. Al oeste la colina Marienberg, y al oeste el burgo. En la parte llana de la ciudad se alzan la Catedral de Sankt Kilian (Dom), el Ayuntamiento (Rathaus), y el Neue Residenz. Todos estos lugares son fáciles de alcanzar paseando una tarde por la ciudad.

El Palacio Episcopal Nuevo (Neue Residenz) erigido en estilo barroco entre 1720-1744 fue incluida en la lista de la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad en 1981.

Mapa del Blog : Würzburg

Cómo llegar:

En Avión:

Distancia desde Wurzburgo a los aeropuertos más cercanos:

  • Aeropuerto de Frankfurt, a 120 km (1h20′) uno de los aeropuertos con mayor tráfico de Europa.
  • Aeropuerto de Núremberg, a 105 km (1h15′) es el más cercano, y tiene conexiones con España.

En Coche:

Wurzburgo es la capital de la región administrativa de Baja Franconia, que forma parte del Estado Federal de Baviera.

Las distancias desde la ciudad de Wurzburgo a otros destinos turísticos de Franconia:

  • Rothenburg: a 60 km (45′) – Ciudad Histórica.
  • Bamberg: a 95 km (1h05′) – Ciudad Histórica.
  • Nuremberg: a 110 km (1h25′) – Capital de Franconia.
  • Munich: 308 km (3h15′) – Capital del Estado (Baviera).

A continuación encontrarás un mapa con la ubicación de todos los puntos de interés descritos en este artículo. Puedes usarlo para llegar hasta ellos y callejear por Wurzburgo.

Aquí tienes los enlaces a otros artículos dedicados a esta región:

Top 3 – Ciudades Históricas de Franconia:

Un poco de historia: Würzburgo y los Príncipes-Obispos

San Kilian (Obispo de Wurzburgo)

En el emplazamiento de la Fortaleza de Marienberg, existió un asentamiento celta denominado Uburzis. Franconia Oriental no fue romanizada, precisamente Frankfurt, fue fundada como plaza fuerte para proteger el limes romano, frontera con territorio germánico. (Frankfurt = Francoforte en italiano y latín, Fuerte de los Francos)

Wurzburgo fue cristianizada por el irlandés San Kilian en el año 686. El misionero da su nombre a la Catedral, cuya primera construcción data de 788, bajo el Imperio de Carlomagno. En 1156, Wurzburgo registra la boda imperial de Federico II Barbarroja con Beatriz de Burgundia. En el bajo Imperio, la ciudad fue declarada cabeza de la diócesis, y centro de un territorio independiente gobernado por Príncipes-Obispo.

Johann Philipp Franz von Schonborn

Johann Philipp Franz von Schönborn

Tras la decadencia y crisis de las guerras de religión provocadas por la Reforma del siglo XVI y la terrible Guerra de los 30 Años, en la que las tropas suecas del rey Gustavo Adolfo tomaron la ciudad tras un cruel asedio en 1631, la ciudad alcanzó su apogeo entre 1650 y 1750 bajo los tres príncipes-obispo de la dinastía Schönborn (como en Bamberg), que son los responsables de la construcción del nuevo Palacio Episcopal (Neue Residenz) entre 1720 y 1740. El primero de esta dinastía fue Johann Philipp Franz von Schönborn desde 1719 a 1724. El promotor de la Residenz de Wurzburgo, era sobrino del Obispo de Bamberg, Lothar von Schönborn que a su vez promovió la Residenz de Bamberg.

Tras las Guerras Napoleónicas Wurzburgo dejó de ser una ciudad-estado gobernada por obispos. En 1815 pasó a formar parte del Reino de Baviera. Perdió importancia relativa, y paulatinamente se convirtió en una tranquila ciudad de provincias. En la II Guerra Mundial, debido a sus industrias, sufrió terribles bombardeos que destruyeron hasta el 90% de los edificios. Tras una importante labor de reconstrucción se recuperaron los monumentos históricos más importantes que hoy podemos visitar.

 

Visitando Wurzburgo

Wappen von Wuerzburg Escudo de Wurzburgo

Wurzburgo es una de las ciudades más bellas y con más encanto de Alemania, y no puede faltar en una Ruta por Franconia. Una sorpresa fascinante para todos los viajeros que se adentran en el corazón de Alemania y descubren uno de sus secretos mejor guardados.

Un itinerario por Wurzburgo

Este es el itinerario sugerido para descubrir lo esencial de la ciudad:

Las 4 visitas esenciales en Wurzburgo:

  1. Fortaleza de Marienberg / Festung Marienberg
  2. Palacio Episcopal Nuevo / Neue Residenz
  3. Puente Viejo / Alte Mainbrücke
  4. Museo Regional / Mainfränkisches Museum

1/ Fortaleza de Marienberg / Festung Marienberg

Se puede subir en coche hasta prácticamente la entrada de la fortaleza. Se puede visitar de 9 a 18h en verano, para consultar horarios y tarifas visitar la web oficial (Festung Marienberg). En la misma colina, pero fuera del recinto del castillo, se encuentra también el Museo de Arte y Cultura de Franconia Oriental (Staatliches Museum für Kunst- und Kulturgeschichte in Würzburg)

Al superar las primeras defensas, puedes constatar el tamaño de esta fortaleza que contenía en sí misma una verdadera ciudadela, y que fue inexpugnable durante toda la Edad Media. Incluso en el famoso levantamiento campesino «Deutscher Bauerkrieg» resistió el envite de los asedios. Sólo en 1631 fue conquistada tras un largo asedio en la cruenta guerra de los 30 años. Los feroces y sanguinarios suecos del rey Gustavo Adolfo se impusieron en Marienberg.

2/ Palacio Episcopal Nuevo / Neue Residenz

Edificado entre 1720 y 1744, bajo los planos del arquitecto Baltasar Neumann está considerada como uno de los mejores palacios barrocos de Europa. Contribuye a engrandecerlo el trabajo del pintor Giovanni Battista Tieppolo, autor de los maravillosos frescos. El conjunto palaciego además del Residenz incluye los Jardines de Palacio y la Capilla. La visita de su conjunto lleva unas dos horas. Abre de 9h a 18h en verano, y la entrada cuesta 9€. Para tener más información sobre horarios y tarifas, podéis consultar su página web oficial: Neue Residenz Würzburg.

Entre las maravillas artísticas del palacio, estos son los puntos de interés que más os fascinarán:

  1. Escalera Monumental: Además de ser un prodigio arquitectónico, los frescos elaborados por Tieppolo con la ayuda de sus hijos, son probablemente la obra maestra del artista. Para ello empleó 210 días a lo largo de tres años (1750-1753). Un enorme fresco de 600 m2 (32 m. x 16 m.). Abundan los personajes, amorcillos y decoración ampulosa, siendo el tema principal la representación de los cuatro continentes conocidos en aquel entonces (faltaba Australia/Oceanía)
  2. Salón Imperial: De nuevo Tieppolo fue el autor de los frescos de su bóveda, que en esta sala refleja los desposorios del Emperador Federico I Barbarroja en Wurzburgo. Bajo los auspicios del mecenazgo del Príncipe-Obispo von Greiffenclau, que le contrató por 10.000 florines, una auténtica fortuna en la época que triplicaba lo que el pintor veneciano ganaba en su ciudad natal.
  3. Aposentos Principescos / Paradezimmern: Los aposentos privados que han sido restaurados, reunen una de las mejores colecciones de estucos, tapices y mobiliario rococó alemán.

Capilla de Palacio / Hofkirche

El barroco en su esplendor definen esta opulenta capilla, donde la decoración no solo consiste en retablos, pinturas y ornamentos arquitectónicos, sino que los propios materiales reflejan el lujo: mármoles veteados, estucos dorados… Los frescos son de Rudof Byss, y las tablas de los retablos laterales de Tieppolo.

Jardines de Palacio / Hofgarten

El arquitecto integró algunos de los bastiones que defendían la ciudad en los Jardines de Palacio, consiguiendo un precioso efecto de terrazas que ensalza la vista de la imponente fachada del Residenz, que tiene 167 metros de largo. Las rampas y escaleras de los jardines fueron embellecidas con amorcillos y jarrones rococo, obra de Johan Peter Wagner. Las zonas llanas que colindan con la fachada están ocupadas por parterres y diseños geométricos. Descubrir los jardines con tranquilidad, encontrando los numerosos rincones con encanto y perspectivas del palacio y la ciudad es una delicia.

3/ Puente Viejo y Barrio del Burgo / Alte Mainbrücke & Burg

Este puente denominado literalmente «Viejo Puente del Meno» fue el primero de los puentes estables construidos entre ambas orillas. Erigido entre 1473 y 1543, estaba adornado originalmente por 12 estatuas de santos, de las que aún se conservan media docena. Para aquellos que hayan visitado Praga, es un Puente de Carlos en pequeñito, uniendo las dos orillas de la ciudad, en la izquierda la fortaleza y en la orilla derecha el burgo.

En el barrio del burgo no hay que dejar de ver los siguientes monumentos, que se pueden visitar en un agradable paseo de media hora, siguiendo este recorrido (puedes apoyarte en el mapa para guiarte por las calles de Wurzburgo):

  1. Ayuntamiento / Rathaus
  2. Fuente de los Cuatro Caños / Vierröhnenbrunnen
  3. Capilla de Santa María / Marienkapelle
  4. Nueva Colegiata / Neumünster
  5. Catedral de Wurzburgo / Würzburger Dom
Un Paseo por el Centro de Wurzburgo

El Ayuntamiento data del siglo XIII. Su fachada está decorada con grandes frescos (s.XVI) y el espacio se organiza en torno a un bello patio interior. Su ala oeste, llamada Rote Bau (Edificio Rojo) es la parte más monumental. Fue erigida en 1659. Frente al Ayuntamiento, la Fuente de los Cuatro Caños (Vierröhnenbrunnen) adorna la plaza.

Un par de calles más al norte, la Capilla de Santa María (Marienkapelle) destaca por su color rojo del ladrillo y su esbelta torre coronada por una aguja e imagen de la Virgen. En estilo tardogótico en el siglo XV. De su exterior, hay que ver en la portada norte el relieve de la Anunciación. En el interior hay obras artísticas de gran valor, como el sepulcro de Konrad von Schaumberg, obra del célebre escultor Riemenscheneider (s.XVI), o la Virgen de Plata (1680). Frente al ábside de la Iglesia, no hay que perderse la fachada rococó de la Casa del Halcón (1752)

En menos de dos minutos de paseo, te plantas ante la fachada del Neumünster (Colegiata Nueva). Esta monumental iglesia posee una cúpula y llamativa portada del más puro estilo barroco. Construida entre 1710-1716 por el gran arquitecto Dientzenhofer, la entrada contrasta con las naves románicas que la suceden. En el interior se conserva la tumba del evangelizador y patrono de Franconia, San Kilian. El monje irlandés fue ejecutado en Wurzburgo en 689.

Precisamente a San Kilian se advoca la Catedral de Wurzburgo que se levanta a pocos pasos del Neumünster. Esta basílica cuya planta se remonta a los siglos XI-XIII fue casi completamente restaurada tras la II Guerra Mundial. A pesar de todo conserva importantes obras de y los sepulcros de los Príncipes-Obispo. Las esculturas de gres del maestro local Riemenschneider del retablo de los Apóstoles, la colección de monumentos funerarios y por supuesto, la Capilla de los Schönborn, con las tumbas de los tres obispos de esta estirpe son las que no os debéis perder si os interesa el arte y la historia.

Dónde comer y dormir en Wurzburgo:

En Wurzburgo hay un lugar ineludible para quien visita la ciudad y quiere comer lo más típico, el Bratwurststand Knüpfing (Marktplatz, 97070 Würzburg -Tel: +49 931 51733). En plena plaza del mercado, aquí veréis a menudo colas para comerse el típico bocadillo de salchicha alemana y mostaza acompañada de vino caliente. Otra de las cosas tipicas es tomarse una copa de vino en la calle sobre el propio Puente Viejo. Los locales salen a charlar sobre las balaustradas del puente con su copa de vino en la mano, como aperitivo a mediodía y a media tarde.

En los alrededores de la plaza hay muchas terrazas y opciones para comer,  una sugerencia de lugar tradicional de buena comida local es:

  • Restaurant & Weinhaus Stachel: Gressengasse 1, 97070 Würzburg, Alemania – Tel: +49 931 52770 – www.weinhaus-stachel.de – Comida local e internacional, todo buenísimo y a buen precio con una terraza estupenda y salones acogedores.

Para dormir, hay muchas opciones de encontrar apartamentos a buen precio, pero si solo vais a pasar una o dos noches, aquí van un par de sugerencias de hoteles:

  • Hotel Fischzucht: Julius-Echter-Straße 15, 97084 Würzburg, Alemania – Tel:  +49 931 619870 – Se trata de un establecimiento familiar, situado junto al río al sur del casco antiguo. Muy acogedor, en un edificio tradicional perfectamente acondicionado. El Hotel alquila bicicletas eléctricas a sus huéspedes que resultan ideales para conocer la ciudad y recorrerla a pedales, además está situado frente al carril bici principal que resigue el Meno. Una doble desde 105€.
  • Hotel Dortmunder Hof Innerer Graben 22, 97070 Würzburg, Alemania – Tel: +49 931 6808 6761 – Esta es una opción funcional para quien quiera quedarse a dos pasos de la Plaza del Mercado en pleno centro. Posiblemente la mejor calidad-precio. Una doble desde 106€

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.