Castillos del Dordoña: Beynac & Castelnaud-la-Chapelle

Hay quien dice que el río Dordoña es el más bonito de Francia, pero un artículo no ofrece espacio suficiente para desvelar todas sus bellezas y secretos. Vayamos por partes, pero ¿por dónde empezar? Pues por el tramo más extraordinario del rio, el que se encuentra en su curso medio, atravesando la región conocida por sus trufas y foie gras, el Perigord Negro. Entre las localidades de Beynac y Domme, en tan  solo 10 km de sinuoso trazado, las orillas del Dordoña acumulan: media docena de castillos, tres de «los Pueblos más Bonitos de Francia«, una bastida (villa medieval militar), jardines ornamentales y paisajes fluviales sublimes que se reparten entre bosques, tierras de labor, aldeas, historia, peñas y leyendas.

Este tramo es el que os invitamos a conocer en este artículo. Partimos de Beynac-et-Cazenac, un pueblo que se apiña escalonadamente sobre una abrupta peña junto al río que corona un orgulloso castillo. Frente al castillo de Beynac, mirándose de cerca como retándose, otro castillo le plantaba cara cuando eran frontera entre territorios franceses y aquitanos-ingleses, Castelnaud. Remontando un poco más, los fabulosos jardines de Marqueysac con vistas maravillosas del valle, justo abajo se muestra ya el pueblo obispal de La Roque-Gageac, y menos de cuatro kilómetros más arriba, Domme y su arquitectura militar como bastida, cierra nuestro recorrido por el Dordoña.

Les Plus Beaux Villages de France

Beynac, Domme y La Roque-Gageac son miembros de la asociación «Les Plus Beaux Villages de France» (Los Pueblos más Bonitos de Francia), precioso rincón para visitar la comarca de vacaciones o como escapada de fin de semana. Puedes recabar más información en la web oficial Turismo de Perigord 

 
Mapa – Castillos del Dordoña

Cómo llegar:

En Avión:

El aeropuerto de Burdeos a 215 km (2h35′) es el más cercano y aconsejable para llegar a La Roque-Gageac.

En Coche:

Nueva Aquitania cubre la frontera occidental pirenaica entre España y Francia. Desde la frontera de Irún hasta La Roque-Gageac son unos 340 km todos por autopista, unas 4h30′ de trayecto.

Las distancias desde La Roque-Gageac a las principales capitales y frontera española:

  • Burdeos: a 195 km (2h30′) – Capital regional de Nueva Aquitania.
  • Toulouse: a 175 km (2h20′) – Capital regional de Occitania.
  • Paris: a 540 km (5h55′) – Capital del país.
  • Frontera Española de Hendaya: a 340 km (4h35′)

A continuación encontrarás un mapa con la ubicación de las localidades y sitios descritos en este artículo.   Puedes usar el mapa para navegar hasta ellos.

Aquí tienes enlaces a otros artículos publicados sobre Nueva Aquitania: Mapa Regional del Blog

Top 3 – Pueblos más Bonitos de Francia en Nueva Aquitania:

Top 3 – Ciudades Históricas de Nueva Aquitania:

Un poco de historia: Los Castillos de Beynac & Castelnaud

El Dordoña atraviesa esta una comarca habitada desde tiempos prehistóricos. Hace unos 12.000 años, en el periodo conocido como el Magdaleniense, el arte rupestre llegó a su máximo esplendor en la Cornisa Franco-Cantábrica, un arco que alcanza desde el Dordoña hasta Cantabria en España. En esta región ser produjeron los máximos exponentes del arte mundial, contando con las mejores y más famosas pinturas prehistóricas en Altamira, y en la cercana Lascaux.

Edad Media

Battle of crecy froissartDurante la Guerra de los Cien Años, en la que los monarcas franceses e ingleses se disputaron el control de buena parte del territorio continental atlántico de Francia. Buena parte de la contienda,  se dirimió en la frontera que marcaba territorios ingleses de Aquitania al sur y franceses al norte del Dordoña. Esa es la razón de la existencia de tantos castillos y fortalezas en un tramo tan señalado del río.

El enfrentamiento entre los castillos de Beynac y Castelnaud es evidente a simple vista. Tan cercanos que casi podían tocarse, uno en la ribera norte, francés; otro en la ribera sur, inglés. Sintetizan de forma magistral el enfrentamiento que durante toda la Edad Media hubo entre los reyes franceses e ingleses, y que se materializa en una frontera marcada por este río que sirvió de divisoria entre los territorios de unos y otros.

Visitando el Dordoña

El Río Dordoña: Recorre el sur del país de este a oeste a la altura aproximada del paralelo 45º. Nace en Auvernia a los pies del Macizo Central y recorre más de 500 km hasta su desembocadura. Antes de arrojar sus aguas al océano Atlántico forma  junto con el Garona, el inmenso estuario de la Gironda.

Pero el pequeño tramo que visitamos en este artículo, se resume en apenas 10 km. Comencemos por Beynac-et-Cazenac que está en la comarca del Perigord Negro, el país de las trufas y el foie gras. Un destino culinario, cultural y natural, porque combinan los productos de la tierra, con una historia medieval de castillos y batallas, y un precioso entorno natural.

1/ Pueblo y Castillo de Beynac

Comenzamos nuestra ruta por Beynac-et-Cazenac. El nombre de la comuna es el resultado de unir dos localidades en una misma comuna, Beynac junto al río y Cazenac un poquito más al interior.

Blason ville fr Beynac-et-Cazenac (Dordogne) Escudo de Beynac-et-Cazenac

Beynac se apiña en una empinada ladera coronada por su castillo. La fortaleza medieval se asoma al precipicio de un alto acantilado que vigila el Dordoña. El precioso emplazamiento de castillo y pueblo puede ser admirado desde diversos puntos del curso del río.

La visita del Castillo de Beynac cuenta con una audioguía que ayuda a entender la importancia histórica de esta plaza fuerte junto a una de las arterias de transporte de mercancías del interior del país. El interior exhibe algunas salas con muebles y armaduras, y sus terrazas proporcionan unas vistas inolvidables de su entorno. Abren todos los días de 10h a 19h, y su visita te llevará aproximadamente 1h; puedes confirmar horarios y consultar tarifas en su web oficial.

En Beynac se pueden hacer otras actividades como navegar por el Dordoña en gabarra o canoa. O realizar paseos en globo; para los que se lo puedan permitir, Montgolfier et Châteaux ofrece paseos turísticos siempre que el tiempo lo permite.

2/ El Castillo de Castelnaud-la-Chapelle

Apenas 6 km separan Beynac de Castelnaud que también aprovecha el relieve accidentado para vigilar el río. Como  en el rival, el castillo corona la colina y el pueblo se desparrama hasta sus orillas. El sabor tradicional de todas las construcciones, sin excepción agrega valor y encanto a este precioso pueblo.

Castelnaud-la-Chapelle (en occitano Castèlnau e la Capèla) es su nombre completo. En el castillo se ha instalado un Museo de la Guerra en la Edad Media; una colección de muebles y armaduras medievales, y paneles explicativos de la importancia histórica de este emplazamiento en los enfrentamientos en la Guerra de los Cien Años. Para visitar el castillo puedes consultar su web oficial y confirmar horarios y tarifas.

La fortaleza cayó del lado inglés durante este largo conflicto, pero fue asediado y cambió de manos más de cuatro veces. En 1442 Carlos VII de Francia intentó un asedio como acometida para expulsar definitivamente a los ingleses de Francia.

3/ Los Jardines de Marqueysac

En solo 10′ recorremos los 5 km que separan Castelnaud de los jardines más pintorescos y hermosos del Perigord. Se trata de una finca de 22 hectáreas dedicadas expresamente a disfrutar de una naturaleza domesticada para el regocijo del paseo y la imaginación. Más de 150.000 bojs podados con formas voluptuosas, formando campos de burbujas verdes, laberintos y kilómetros de senderos para caminar disfrutando bajo la sombra. Todo ello sobre una privilegiada plataforma que se eleva 130 metros sobre el río, y que cuenta con preciosos miradores para admirar las vistas de los castillos visitados, o del pueblecito de La Roque-Gageac, allí abajo apretujado entre la peña y el río. Puedes consultar las tarifas y horarios visitando la web oficial de Les Jardins de Marqueysac.

4/ La Roque-Gageac

Descender desde los jardines a La Roque-Gageac no lleva ni 5′. El pueblecito que reúne todos los alicientes de encanto y belleza como para enamorar. Puedes leer el artículo de CarlosdeViaje dedicado a este pueblo, pinchando aqui: La Roque-Gageac

5/ Domme: La acrópolis del Dordoña

A 10 km de La Roque-Gageac, es imprescindible visitar Domme. Este pueblo, es un ejemplo de construcciones militares reales en el sur de Francia.

Blason ville fr Domme (Dordogne)Escudo de Domme

En el siglo XIII, durante la expansión del Reino de Francia por Occitania, coincidiendo con la Cruzada Albigense y las conquistas de Simon de Montfort, los reyes fundaron una serie de poblaciones como guarnición militar para defender sus posesiones recien tomadas. Estas fundaciones se denominaron «bastidas» en francés «bastides«. Generalmente rodeadas de murallas y con trazado geométrico, la de Domme es más trapezoidal e imperfecta por exigencias del terreno, y fuen fundada en 1283. Sus calles apenas han modificado su aspecto a lo largo de los siglos y sigue conservando ese ritmo de vida de pueblecito.

También en España se fundaron bastidas importantes, algunas cuyos nombre no pueden ocultar su pasado militar como «Labastida» en la provincia de Álava.

Hay tres cosas que no se puedes perderte en Domme:

  • Las vistas desde las terrazas que se asoman al Dordoña a lo largo de la Promenade des Falaises.
  • La Grand Rue, que cruza el centro de la población y acumula el comercio.
  • La Place de la Halle; plaza del mercado cubierto en la que se levanta también la Casa del Gobernador.

6/ Otros Castillos cercanos

Si aún tenéis mono de visitar más castillos, aquí van unas sugerencias cercanas. Desde Beynac, curso abajo del río, a tan solo tres kilómetros se encuentra el Castillo de Fayrac, y a corta distancia, el Castillo de Milandes. (Puedes consultar horarios y precios de entrada aquí Château de Milandes). Éste, muy famoso por la vedette americana que triunfó en Paris, haciéndose archiconocida en los años 20 y 30 del pasado siglo.

Josephine Baker, nacida en Saint Louis (Missouri) triunfó durante décadas, se retiró arruinándose pero regresó al espectáculo para seguir trabajando incesantemente amasando una fortuna con la que adquirió Milandes. En su castillo crío a niños adoptados de diferentes razas y nacionalidades, defendiendo la diversidad y la tolerancia. Fue toda una figura del «papel couché«

En sentido contrario, remontando el río desde Domme, encontramos el Castillo de Montfort. Y a 18km al norte e Beynac, el Castillo de Commarque y su gemelo Castillo de Laussel son un bello conjunto de arquitectura militar de los siglos XII y XIII, conservándose las ruinas de las construcciónes civiles, viviendas y capilla de un pequeño poblado a sus pies.

 

Galería de fotos : Castillos del Dordoña

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.