Castillo de Chenonceau: El más romántico del Loira

El Castillo de Chenonceau es para mí el más romántico de todos los castillos del Loira. Su posición inigualable, es a la vez un castillo y un puente sobre el río Cher. Fue iniciado en 1513 por Thomas Bohier, tesorero del rey Francisco I. Edificado originalmente en la orilla norte de este afluente del Loira, antecede en unos años al castillo de Chambord. Y es que, el de Chenonceau fue en parte responsable del capricho del rey francés.

Podríamos llamarlo también el castillo más femenino del Loira, porque sus más destacados propietarios fueron mujeres. Tres de ellas, de gran relevancia histórica, influyeron en su aspecto final. Catherine Briçonnet, esposa de Thomas Bohier; Diana de Poitiers, que mandó construir la extensión del castillo con un puente; y Catalina de Médici que levantó las galerías sobre el puente e influyó enormemente en la decoración renacentista del castillo.

La visita del Castillo de Chenonceau, es una de las más interesantes y de las que me queda mejor recuerdo de cuántas hice en el Valle del Loira. No en vano es el segundo castillo más visitado de Francia, solo superado por Versalles.

Mapa de los Castillos del Loira

Cómo llegar:

En Avión:

El aeropuerto más cercano es el de Tours a 35 km.

En Coche:

Desde la frontera francesa en Irún hasta los Castillos del Loira son unos 600 km todos por autopista, unas 6h de trayecto. Se puede por tanto realizar este viaje en coche propio, u optar por alquilar un coche, volando a Tours o Paris. Para moverse por los Castillos del Loira es conveniente tener coche propio

El Castillo de Chenonceau se encuentra a:

  • Tours: a 35 km (40′)- Capital regional y el aeropuerto más cercano
  • Blois: a 46 km (45′)  – Capital de departamento junto al río Loira.
  • Castillo de Cheverny: a 50 km (55′) 
  • Paris: a 237 km (2h50′)

A continuación encontrarás un mapa con la ubicación de los Castillos del Loira que te servirá para ubicar los castillos descritos en los distintos artículos de la sección, y para navegar hasta ellos.

Aquí tienes los enlaces a otros artículos dedicados a esta región:

Top 5 – Castillos del Loira:

Top 3 – Ciudades del Loira:

Un poco de historia: Las Grandes Mujeres de Chenonceau

Chenonceau: El Castillo de las Damas

En francés lo apodan a veces como «Chateau des Dames» por la relevancia histórica de sus propietarias.

Catherine de Briçonnet – «La Iniciadora»

Cuando Thomas Bohier eligió un molino fortificado a las orillas del Cher para levantar su castillo, sus ausencias acompañando al monarca francés en sus campañas en Italia, determinaron que la supervisión de las obras cayese bajo responsabilidad de su esposa, Catherine de Briçonnet.

Catherine de Briçonnet

Se iniciaron las obras en 1513 y se concluyeron en 1521. La antigua fortaleza ha dejado paso a una explanada que antecede a la entrada del castillo. De ese castillo solo queda una torre como testigo. La planta del nuevo castillo usó los cimientos del molino preexistente.

Los Bohier procedían de Normandía. Otro miembro destacado del clan, el Cardenal Bohier – Arzobispo de Bourges bendijo la capilla del castillo cuando fue inaugurado en 1521. Francisco I cuando conoció el castillo de su tesorero quedó prendado de su belleza y del entorno con abundante caza.

Ausente la mayor parte del tiempo, poco pudo disfrutar de su castillo Thomas Bohier. En 1523 en plena campaña italiana, le sorprendió la muerte. Algo menos de dos años después, su esposa Catherine moría también (1526). Sin claros herederos y con un rey interesado en la propiedad, poco tiempo pasaría antes de tener constancia de que Francisco I expropia el castillo hacia 1533.

Diana de Poitiers – «La Favorita»

DianedePoitiers

Diana de Poitiers – Favorita de Enrique II

El rey Francisco I organizó visitas frecuentes a Chenonceau mientras construía Chambord. Acudía acompañado de sus más íntimos allegados; su esposa y su hijo, el futuro Enrique II, y la esposa de éste Catalina de Médicis, o de su favorita y la favorita de Enrique (Diana de Poitiers). Estas dos mujeres serían propietarias del Castillo de Chenonceau.

En 1547, a la muerte de Francisco I, Enrique II regala Chenonceau a su favorita Diana de Poitiers. Además del castillo, Diana recibe joyas y rentas de la corona. Esto le permite iniciar en 1551 las obras de remodelación de los jardines, y erigir el puente que une ambas orillas del rio Cher.

A la esposa de Enrique II, Catalina de Médici, no le agradaba en absoluto el trato que Diana recibía, y lo consideró siempre una humillación. Por eso, cuando Enrique II murió en 1559 se venga expropiándole el castillo.

 

Catalina de Médicis – «La Regente y madre de Tres Reyes»

Catherine-de-medici

Catalina de Médici – Reina Consorte y Regente de Francia

Desde 1559 , Catalina de Médicis, se convierte en reina regente de Francia por primera vez. Defiende entonces los intereses de su hijo de 15 años, Francisco II (Reinó: 1559-1560). Pero su hijo fallece apenas un año después.

Catalina vuelve a ser regente, esta vez en nombre de su hijo de 10 años, Carlos IX (Reinó: 1560-1574) Es durante este periodo que realiza las modificaciones más importantes en el castillo. Construye las imponentes galerías sobre el puente del Cher, y los jardines occidentales.

Su hijo Carlos IX, muere sin descendencia en 1574. Y Catalina puede ver la coronación de un tercer hijo suyo, Enrique III (Reinó: 1574-1589). Ella se convirtió en una importante consejera de su hijo hasta sus últimos días.

Catalina fallece en enero de 1589 en el castillo de Blois. Enrique III, fue asesinado meses después. Habiendo legado la propiedad del castillo a su esposa, Luisa de Vaudemont. Ésta al quedarse viuda, decidió residir aquí hasta su muerte en 1601.

Es entonces cuando la Casa Real de Francia cesa su presencia en Chenonceau. La siguiente propietaria relevante fue Francisca de Lorena, Duquesa de Mercoeur, esposa de César de Borbón, Duque de Vendôme. La Casa de Vendome fue propietaria de Chenonceau durante más e un siglo. Pero salvo la honrosa visita de Luis XIV en 1650, Chenonceau no vería ningún monarca más visitar el castillo.

Madame Dupin – «La Burguesa Ilustrada»

Louise Marie Madeleine Fontaine 1706-1799

Madame Dupin

El siglo XVIII estuvo marcado por la propiedad de otra mujer, Louise Dupin. Ella era la segunda esposa de Claude Dupin, destacado financiero de la época que había adquirido el castillo en 1733 a los Duques de Orléans. L

Madame Dupin organizaba reuniones con la alta burguesía y se rodeaba de eruditos e ilustrados. El mismo Rousseau llegó a estar a su servicio en Chenonceau. La distinguida propietaria, amada por el pueblo de Chenonceaux, fue precisamente a quién se le atribuye la diferencia de grafía entre pueblo y castillo (con o sin «x» final).

Madame Dupin residió hasta su muerte en 1799 a los 93 años de edad. Se dice que en la Revolución Francesa (1789), el castillo se salvó del saqueo y la destrucción gracias a las simpatías que levantaba entre el pueblo.

Marguerite Pelouze – «La Restauradora»

La siguiente propietaria que nos llama la atención fue Madame Pelouze. Compra la propiedad por 850.000 Francos a la familia Dupin en 1864. Ella inicia las obras de restauración del castillo para restablecer fachadas y salas al aspecto que tuvo con la Médicis. Es conocida por atraer hasta el castillo a Chopin, que tocó entre sus paredes. Sin embargo es embargada en 1888.

Del Industrial Henri Monier – Hasta nuestros días.

En 1888, en plena expansión industrial de Francia, Henri Monier, un rico emprendedor quien adquiere el castillo. Esta familia ha conservado la propiedad hasta nuestros días. Como anécdota, cabe mencionar que durante la Gran Guerra, los Monier dispusieron las galerías del castillo como hospital de campaña en 1914.

>> Imagen de: www.experienceloire.com

Visitando Chenonceau

El Castillo de Chenonceau, está situado sobre el río Cher, afluente del Loira por el sur, y junto al pueblecito de Chenonceaux. La instalaciones incluyen un cómodo parking para dejar el coche. Las entradas pueden ser sólo para visitar los Jardines, Jardines + Castillo, y se les puede agregar un folleto y una audioguía. En 2020, la entrada completa con folleto y audioguía costaba 19€ para adultos, pero para tener información directa de tarifas y horarios consulta su web oficial.

¡Adorable Chenonceau!

Según te aproximas por la avenida de árboles centenarios que enfila el castillo se van asomando tímidamente los tejados y la fachada de la entrada principal. Sin embargo la emoción se dispara cuando al llegar hasta sus puertas giramos a la izquierda para ver desde sus jardines la perspectiva completa del castillo sobre el río. Realmente hermoso.

Jardines del Este

Los Jardines del Este fueron concebidos por Diana de Poitiers en 1547. En aquel entonces además de especies bellas flores, plantas aromáticas y medicinales, también incluía algunas especies entonces consideradas exóticas como el melón  las alcachofas.

Jardines del Oeste

Estos son los jardines creados para Catalina de Médicis en 1574. Desde ellos se observa la fachada occidental del castillo, mejor iluminada por las tardes.

 

Plataforma del antiguo castillo

Antes de acceder al castillo se pasa por una plataforma en la que se levantaba el antiguo castillo, del que solo queda como testigo el pozo y una torre redonda.

Visita del interior del castillo

El interior del castillo se divide en dos partes. La primera ocupa una planta más o menos cuadrada, que corresponde al castillo levantado inicialmente por Thomas Bohier. Es en esta parte donde se encuentran las principales estancias. Entre los aposentos, hay que destacar las cámaras de las dos propietarias mas famosas: Diana de Poitiers y Catalina de Médicis.

Pero no pasarán desapercibidas otras salas como la Cámara de las Cinco Reinas, el Salón de Luis XIV, o la Capilla, en donde se despliega una importante colección de mobiliario, pintura y tapices.

La Cámara de las Cinco Reinas está dedicada a las hijas y nueras de Catalina de Médicis.

  • María Estuardo (nuera), reina Escocia  – Esposa de Francisco II reina consorte de Francia (1559-1560)
  • Isabel de Austria (nuera), reina consorte de Francia (1560-1574) – Esposa de Carlos IX
  • Luisa de Lorena-Vaudémont (nuera), reina consorte de Francia (1575-1589) – Esposa de Enrique III
  • Margarita de Valois (hija), reina consorte de Navarra y Francia (1589-1610) – Esposa de Enrique IV
  • Isabel de Valois (hija), reina consorte de España (1559-1568) – 3ª esposa de Felipe II

La segunda parte corresponde al puente. Cuyas bases construyó Diana de Poitiers, culminado la obra Catalina de Médicis con la galería de 67 metros de largo sobre el Cher y dos pisos. Eran utilizadas para bailes y recepciones. Se puede atravesar el río para dar un paseo por la margen sur del río, desde la que se obtienen también muy bonitas vistas.

 

 

Galería de fotos – Castillo de Chenonceau

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.