Alcalá del Júcar es uno de los pueblos con más encanto de Castilla-La Mancha. Situado en La Manchuela, la comarca fronteriza con Valencia, y surcada por el río Júcar, es un destino de interior ideal para descansar y realizar actividades de deporte aventura, así como pasear y disfrutar de un oasis natural en medio de la meseta castellana


Alcalá del Júcar es un pueblecito acogedor, encajonado entre las profundas paredes que el río del mismo nombre ha tallado a lo largo de milenios en la meseta castellana. Apenas tres kilómetros antes de llegar uno no es capaz de anticipar en absoluto lo que se va a encontrar, porque lo que único que se acierta a ver son horizontes planos de campos de labranza, con colinas aquí y allá oscurecidas por el color de los pinos, que contrastan con el rubio cereal.

Pero como en un sueño, una serpenteante carretera, sortea una pronunciada cuesta que al menos pierde unos 60 o 70mts hasta llegar al río y ofrecer por sorpresa la más bonita de las vistas de este pueblo escondido.

Galería de Fotos

Visitar Alcalá del Júcar:

Una vez en el pueblo, no hará falta ni mapas ni indicaciones porque es muy pequeñito y fácil de orientarse. En lo alto tenemos el Castillo que se puede visitar, aunque tan solo se ve el recinto de la antigua fortaleza y la torre del homenaje porque los interiores no se han conservado. Más abajo callejeando entre casas encaladas y cuestas, se llega hasta el preciosos Puente de Piedra que con un origen medieval, significó mucho para la historia de la localidad, ya que se puede decir que gracias a este paso sobre el Júcar, el camino de Levante a Castilla pasaba por aquí transportando gran cantidad de mercancías. Estas mercancías pagaban derechos de pontazgo en la villa que pertenecía al Señorío del Marqués de Villena, proporcionando ingresos adicionales a los medios de vida tradicionales.

La vega del río está ocupada por una gran chopera. Se agradece mucho la sombra abundante de los álamos, chopos y otros árboles de ribera que aplaca el calor del sol de verano. Esta parte es donde se levantan los restaurantes, hoteles y comercio del pueblo. Junto al puente se abre en un remanso del río una  playa fluvial con forma semicircular. Es de gruesa arena natural, está acotada para bañarse y refrescarse y también se puede tomar el sol.  A su lado sobre una pequeña isla del río, unos preciosos jardines ofrecen algunas de las vistas del pueblo, su iglesia, castillo y puente más pintorescas.

Una acequia de riego corre paralela al río unos metros elevada sobre el cauce y pegadita al caserío del centro histórico. El paseo por el camino de la acequia es también muy agradable. Para recorrerlo, buscar el inicio justo a los pies del puente de piedra del lado del pueblo antiguo.

Otra de las cosas especiales que tiene Alcalá del Júcar, son sus numerosas cuevas y bodegas. Construido sobre una piedra sedimentaria muy maleable, el meandro sobre el que se erige el castillo está completamente horadado por largos pasillos formando bodegas y salas que conservan todo el año prácticamente la misma temperatura. Algunas de ellas se pueden visitar. Es curioso pues entras por un extremo de la montaña y terminas asomándote al otro lado, viendo el curso del río antes de entrar en el pueblo. La naturaleza geológica del terreno ha dado lugar a la existencia de otra de las curiosidades de Alcalá, las cuevas fortificadas. En especial la Cueva Fortificada de Garadén que se encuentra a unos 3kms del pueblo, es una de las mejor conservadas de las que en otros tiempos había por este territorio de frontera.

Otros edificios emblemáticos del pueblo son la Iglesia de San Andrés, que posee una bonita cúpula cubierta de tejas vidriadas (influencia levantina); la Plaza de Toros con su llamativa forma irregular cuya obra definitiva data de 1902, aunque de orígenes muy anteriores aún siendo inciertos.

La mayor parte de los comercios, restaurantes y bares del pueblo se encuentran en la parte baja del pueblo, en la alameda junto al río. Situado en esta zona es la primera reseña que realizo, mientras que la segunda se encuentra alejado del centro del pueblo, en la pedanía de “Las Eras” en la parte alta sobre la meseta.

Restaurante Casa Moli

Travesía Los Robles, 6  – Alcalá del Júcar (Albacete) – Tel.: 967 474 127 – www.el-moli.info

Resulta muy agradable comer en la terraza bajo la sombra de los chopos. Su carta combina platos de cocina casera, con algunas especialidades locales como el gazpacho manchego. Generalmente tienen un menú del día a buen precio 12€ que resulta variado.

El Mirador

Pedanía de Las Eras – Alcalá del Júcar (Albacete) – Tel: 967 473 102 y 637 767 160 – www.mesonelmirador.com

Es el mejor restaurante desde mi punto de vista. No sólo por la cocina y el espacio, sino también porque goza de una situación privilegiada, disfrutando su terraza exterior y su comedor climatizado de una de las mejores vistas de Alcalá del Júcar que se pueden tener. Es un local amplio de construcción moderna pero acogedor, que se orienta hacia las vistas inmejorables del pueblo a través de sus ventanales y terraza. La carta además es más que aceptable y los precios asequibles.

Hostal Alcalá del Júcar

Av de la Constitución, 13, 02211 Alcalá del Júcar (Albacete) – Tel: 967 47 40 32

Es un pequeño hostal en un edificio nuevo del centro moderno del pueblo, a dos pasos del puente de piedra y del centro histórico, que tiene una relación calidad precio muy buena. Una doble cuesta entre 50-60€ y están bien equipadas.

Casas Rurales Los Olivos

Carretera de Alcalá del Júcar a la Central Electrica, 02210 Alcalá del Júcar (Albacete)

Tel: 967 47 32 93

Los mismos propietarios poseen dos complejos de cabañas y apartamentos rurales con capacidades que oscilan entre las 4 y 7 personas. Todos perfectamente equipados con cocina y baño, y piscina. Si realizas actividades de deporte aventura con ellos puedes conseguir buenas ofertas y descuentos en el alojamiento. El precio de una cabaña oscila entre los 20 y los 40€ por persona y noche dependiendo de cuántos seáis.

Deporte Aventura:

Hay tres compañías que se dedican a organizar actividades de deporte aventura en Alcalá; Avenjúcar, Multiaventura Los Olivos y Turiaventura. Todas ellas ofrecen servicios similares, con precios parecidos y ofertas de alojamiento en paquetes de actividades. Yo elegí Multiaventura para realizar algunas y me quedé muy satisfecho con lo que contraté. Tanto el alojamiento en sus propias casas rurales, como el trato recibido en todo momento.

Multiaventura Los Olivos

C/ Berrocal, 20 – Alcalá del Júcar (Albacete) – Tel: 967 110 504 & 687 444 802 – www.multiaventuralosolivos.com

Entre las recomendaciones, incluiría el RAFTING por el río Júcar, que es de iniciación. Esto quiere decir que los desniveles no son muy grandes, pero las sensaciones son muy buenas, el paisaje natural es fantástico y el agua es absolutamente transparente, dado que se trata de uno de los ríos más limpios de Europa.

Por otro lado, además de la BICICLETA de montaña, para realizar rutas por caminos junto al pueblo, os recomendaría llegar hasta la presa del El Tranco pasando por la pedanía de Tolosa, para ver los paisajes más bellos de la Hoz del Júcar, sin cansarte demasiado, dado que el trazado es bastante llano.

Y por útimo, no dejéis de hacer el descenso de CAÑONES del tramo del río Cabriel ubicado en el pueblo de Enguídanos (Cuenca). Este tramo, denominado LAS CHORRERAS desciende una cota de 120mts en apenas 3kms y reúne algunos de los pasos más extremos, y pozas más bellas de aguas turquesas de todo el interior peninsular. Tanto por la aventura como por el paisaje, y la oportunidad de pasar por lugares únicos con la asistencia de un guía, hacen de esta experiencia una de las más apasionantes.

Otras actividades incluyen CANOAS en el Júcar, o QUADS y BUGGIES…. hay para elegir.

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.